Korcula. Croacia

Julio 2005

Otra de las joyas del Adriático, es la ciudad de Korcula en la isla del mismo nombre, que descansa sobre una península, y la rodean macizas murallas del siglo XIII, reforzadas por los venecianos con torres y bastiones (foto 1). La entrada más famosa a la ciudad vieja, es la Puerta de Tierra (foto 2), fortificada con una enorme torre, y a la que se accede por una escalinata, dando acceso a las estrechas calles que salen a la plaza principal, donde se encuentra la catedral de San Marcos (foto 3) construida con piedra de color miel con una puerta guardada por dos leones y decorada con columnas torneadas, y entre ellas la figura de San Marcos.
Pero por lo que es más famosa Korcula, es porque aquí nació Marco Polo, aunque todo el mundo piense que era veneciano, y es que efectivamente lo era, ya que en su tiempo (siglo XIII), esta parte de Dalmacia pertenecía a los venecianos. De hecho fue aquí mismo cuando en una batalla naval en 1298 entre Génova y Venecia, que los genoveses capturaron a Marco Polo, y fue en ese periodo cuando estando preso dictó su famoso Libro de las Maravillas en donde relataba sus viajes.
De lo que fue su casa natal, solo quedan los muros y el solar (parte izquierda e la foto 4), pero se conserva intacta la torre de su casa a la que se puede subir para contemplar una de las mejores vistas tanto a la ciudad como a la bahía de Korcula (foto 5)...